Margolaria

Dos años después de aquel sutil trabajo en solitario y en directo, Mikel Urdangarin reviste sus nuevas y vibrantes canciones con toda la musicalidad de su banda, para ofrecernos este nuevo “Margolaria” (“El pintor”), un disco cercano, generoso y extremadamente sólido.

El cantante se vale de estos diez temas para mirar hacia el interior de la persona y alumbrar su cruda soledad, convirtiendo su pequeñez y su incertidumbre en canto de libertad.

Las canciones se entrelazan en una conmovedora escucha, y nos atrapan de un modo sorprendente, como si se tratara de una poderosa fuerza que crece y se desarrolla en nuestro interior.

La sobriedad y riqueza de la interpretación, y el alto nivel de comunicación musical existente en todo momento en las sesiones de grabación, llevan las canciones a un estado supremo donde el juego de las intensidades y las emociones permite que el disco tenga una gran profundidad de campo. Como si estas sugerentes melodías y estas vitales poesías vinieran de lejos y su destino fuese, igualmente, lejano.

En este soporte la voz se siente más presente, intensa y amable, lo cual ayuda a comunicar el mensaje anímico fundamental que contiene este trabajo.

Este Margolaria es un exquisito trabajo musical que recoge el alentador fruto de un gran esfuerzo. Subrayamos primero la propia creación, en las que Mikel aparece como autor de todas las músicas y letrista de 7 de ellas. Junto con él, también aparece un gran Gerado Markuleta, compositor de dos poesías (“Itsasoan euria”, “Dena nire baitako”) y Xabier Amuriza escritor de Mendian gora, versos popularizados y cantados inicialmente por Imanol y recuperados, en esta nueva versión, con nueva melodía y todas sus estrofas. La interpretación, a continuación, ha determinado, claramente, la singular personalidad de este disco. Ángel Celada (batería), Koldo Uriarte (piano, teclados), Jon Cañaveras (bajo), Rafa Rueda (guitarras) y Nika Bitchiasvili (violín) han dejado todo su gran talento en el equilibrio sonoro, en los sutiles matices, en el carácter caminante y sosegado de este rutilante nuevo trabajo de Mikel Urdangarin. La portada y los diseños, finalmente, son obras originales del pintor Alain Urrutia que añaden expresividad y sugerencia a los grandes valores de estas canciones.

Este nuevo disco, en definitiva, es un sincero canto a la vida sencilla, libre y hermosa de las personas, una luz en las tinieblas de su camino.

Presentación directo: 8 abril, Teatro Campos Eliseos. Bilbao. 20:00. (Loraldia 2017)